El delegado de Educación inaugura el comedor del colegio Virgen de Luna de Pozoblanco y visita el aula hospitalaria

López destaca en el IES Antonio María Calero los puntos fuertes de la Formación Profesional Dual y subraya el alto porcentaje de inserción laboral de este tipo de enseñanza

 

El delegado de Educación, Antonio José López, se ha desplazado hoy a la localidad de Pozoblanco en la que ha inaugurado el comedor del Colegio Público de Infantil y Primaria Virgen de Luna de Pozoblanco, ha visitado el aula hospitalaria del Hospital Valle de los Pedroches y ha visitado los ciclos formativos del Instituto de Educación Secundaria Antonio María Calero.

En el comedor del CEIP Virgen de Luna de Pozoblanco, que tiene capacidad para 70 personas, el delegado de Educación ha señalado que el servicio de comedor y las aulas matinales, así como las actividades extraescolares y el transporte escolar, favorecen cada día la conciliación de miles de familias de la provincia y ha manifestado que “Andalucía es la única Comunidad Autónoma del país que apuesta por los servicios complementarios, los cuales autofinancia con la creencia en que la conciliación familiar-laboral, la igualdad de oportunidades y la accesibilidad al sistema educativo debe llegar a todos los rincones de nuestra provincia”.

La Junta continúa “impulsando y fomentando servicios complementarios para que las familias puedan conciliar mejor la vida laboral y familiar y el próximo curso estarán en marcha cuatro comedores nuevos en los colegios Cronista Rey Díaz (Córdoba), Fuente del Moral (Rute), Ntra. Sra. de Araceli (Lucena) y San Miguel (Villanueva de Córdoba)”, ha manifestado López.

Asimismo, el delegado de Educación ha destacado que la Junta posibilita que todas aquellas familias en las que ambos progenitores trabajan (o el padre o la madre con la custodia en el caso de las monoparentales) y justifiquen la imposibilidad de atenderlo en el horario de este servicio dispongan del puesto solicitado de forma directa.

Los comedores escolares son un servicio complementario de gran utilidad a padres y madres, teniendo este curso más de 15.400 usuarios de 170 centros. El servicio tiene una duración de hasta dos horas desde que acaba la jornada escolar de la mañana (de 14.00 a 16.00 horas). Asimismo, los comedores son además una pieza importante en todas las medidas dirigidas a mejorar los hábitos alimenticios de los niños y niñas y prevenir problemas de salud como la obesidad.

 

Aula hospitalaria

Por otro lado, el delegado de Educación ha visitado el aula hospitalaria del Hospital Valle de los Pedroches  y el instituto de Educación Secundaria Antonio María Calero.

El delegado de Educación ha destacado la labor que realizan los docentes de las aulas hospitalarias, así como la sensibilidad que demuestran a diario con los niños y niñas ingresados, dado que no sólo enseñan sino que además, en estrecha coordinación con el personal del centro hospitalario, hacen la estancia en el hospital más agradable para los niños y niñas.

En Córdoba más de 1.600 alumnos y alumnas con problemas de salud fueron atendidos el curso pasado en las 3 aulas hospitalarias que hay en la provincia. El Sistema Sanitario Público de Andalucía presta su colaboración a la Consejería de Educación para que las personas menores de edad hospitalizadas de forma permanente o periódica, que se encuentren cursando la enseñanza obligatoria, puedan continuar con su formación escolar, para ello los hospitales disponen en la zona pediátrica de espacios destinados a aulas, que están dotadas con mobiliario y material necesario y adecuado para el desarrollo de las actividades educativas y lúdicas entre otras.

 

Formación Profesional

En su visita a la localidad, el delegado de Educación también ha querido conocer de primera mano cómo va el ciclo formativo de grado medio en enseñanza dual Farmacia y Parafarmacia, puesto en marcha el pasado curso en el IES Antonio María Calero, así como el resto de enseñanzas de FP que se desarrollan en este centro educativo.

La provincia de Córdoba cuenta este año con 50 ciclos de Formación Profesional Dual, de los que 23 son nuevos. López ha señalado que “el éxito de experiencias en dual  se vienen cosechando desde hace cuatro años y permite ya alcanzar un objetivo prioritario: la diversificación de la oferta educativa de Formación Profesional para ajustarla a las necesidades del mercado laboral, a las necesidades de cada comarca y a las expectativas del alumnado”.

El delegado de Educación ha destacado que la Formación Profesional Dual presenta como principal ventaja la unión del esfuerzo de los sectores formativos y productivo para proporcionar al alumnado un alto nivel de competencia y la cualificación profesional más adecuada a las demandas de la empresas. Los resultados buscados son así la adaptación de la FP a las necesidades reales del entorno productivo, la mejora de la calidad de la formación que recibe el estudiante, el cambio metodológico en el profesorado y el incremento de la empleabilidad de los titulados.

Asimismo, unos de los mejores indicadores del éxito de la FP Dual son, según López, los datos de inserción laboral de los alumnos y alumnas, que se sitúa en alrededor del 80% en Andalucía.