El Slow Music Pozoblanco atrae un año más a miles de asistentes y logra plena ocupación hotelera

El  festival, que une música, naturaleza y gastronomía, cierra otra exitosa edición con Pablo López, ‘Love the 90’s’ y Canta Juegos   

. El Slow Music Pozoblanco ha vuelto a atraer este año a unas 10.000 personas, cifra muy similar a la del año anterior y que demuestra el buen estado de salud de una propuesta de ocio con personalidad propia en la que se funden música, naturaleza y gastronomía. La cita, que se celebra en la espectacular dehesa del Campo de Golf Municipal de Cabeza Oliva y es uno de los grandes atractivos del periodo estival, ha contado en esta ocasión con tres jornadas de actuaciones y ha permitido que durante todo el fin de semana los hoteles de Pozoblanco colgasen el cartel de completo en las plataformas de reservas. El alcalde de la localidad, Santiago Cabello, ha defendido por ello lo que el Slow significa para Pozoblanco, pues “no sólo dinamiza nuestra economía sino que también mejora nuestra imagen exterior, ya que son centenares las personas que durante estos días han llegado desde el resto de la comarca de Los Pedroches, desde Córdoba capital o desde provincias cercanas”.

El III Slow arrancó la tarde del jueves con el espectáculo infantil Canta Juego y tuvo sus noches más intensas el viernes y el sábado con la actuación del cantante malagueño Pablo López y con la gran fiesta “Love the 90,s”, que reunió a miles de personas dispuestas a disfrutar de unas horas de música y nostalgia. Las jornadas han transcurrido sin incidencias relevantes, algo por lo que el regidor ha mostrado su satisfacción. “Quiero agradecer el gran esfuerzo que han realizado todos los profesionales que se han implicado en este dispositivo, pues sin la labor de todos ellos no habría sido posible el disfrute de las miles de personas que nos han acompañado en estas tres noches inolvidables”. El operativo de seguridad y limpieza del Slow ha contado con la participación de efectivos de la Policía Local, de la Guardia Civil, de Protección Civil, del Servicio de Extención de Incendios y con la implicación de funcionarios y trabajadores de diversas áreas del Ayuntamiento de Pozoblanco y de profesionales sanitarios.

El concejal de Turismo y Desarrollo Económico y Empresarial, Eduardo Lucena, también ha mostrado por su parte el agradecimiento a las personas que han hecho posible un fin de semana “repleto de música y buen ambiente” y ha explicado que “el Slow es ya un festival consolidado y una referencia de la oferta musical veraniega de la provincia de Córdoba”. El concejal ha recordado que el festival ha propiciado 50 contrataciones directas y ha destacado el hecho de que un entorno natural como la dehesa pozoalbense, tan característica, sea uno de los grandes protagonistas de esta cita musical.  Otros puntos a los que se ha referido Lucena son el impacto mediático, con un protagonismo creciente en las redes sociales y en medios de comunicación, y al impacto económico en las empresas de servicios de la localidad. Lucena ha recordado por último que tanto el programa Slow Limpio como el servicio de transporte al recinto han funcionado con normalidad y ha concluido diciendo que lo más gratificante del Slow, por el que han pasado en sus tres ediciones artistas como Manu Carrasco, Miguel Bosé, David Bisbal o Dani Martín, “es que hace felices a miles de niños y mayores”.

Ir a la barra de herramientas