Satse denuncia falta de personal en los hospitales y centros de salud de la provincia

Delegados del sindicato de enfermería Satse de los tres Hospitales que el Servicio Andaluz de Salud (SAS) tiene en la provincia de Córdoba (Reina Sofía, Infanta Margarita y Valle de los Pedroches), y de los Distritos Sanitarios Cordobeses (Distrito Córdoba, Distrito Guadalquivir, Distrito Sur y Área Sanitaria Norte), han iniciado el análisis para conocer las causas que originan la  situación de déficit de profesionales de enfermería y fisioterapeutas en dichos Centros Sanitarios planteando alternativas de mejora que repercutan en el ciudadano.  

Según la organización sindical, esta situación de déficit de profesionales se viene padeciendo desde varios años atrás, y se ve agravada con la política de no sustituciones que el SAS practica habitualmente, insistiendo Satse que cuando las plantillas de profesionales ya precarias no se sustituyen ante cualquier situación de enfermedad, reducción de jornada, vacaciones, etc., las unidades asistenciales y los profesionales entran en situación de estrés. «Cuando todo el trabajo que hay que hacer no se puede realizar por falta de personal, el profesional ha de priorizar, dejar cosas o actividad sin realizar, lo que genera riesgos e inseguridad en la practica asistencial», apunta el sindicato.

«La pasividad y la falta de respuesta, por parte de la Administración, para dotar las plantillas acordes a las necesidades reales de los ciudadanos, son las circunstancias que motivan el que se decida realizar un análisis exhaustivo de la situación asistencial y laboral que viven los centros hospitalarios y en los centros de salud de nuestra provincia, puesto que dicho trabajo arrojará, casi con total seguridad, unos datos más que irrefutables de la necesidad de un aumento en el número de profesionales de Enfermería y Fisioterapia en los Hospitales y en Atención Primaria de la provincia de Córdoba», prosigue Satse. 

El sindicado puntualiza que «estamos realizando un análisis centrado en unidad por unidad de cada servicio de cada hospital para determinar el alcance del déficit, y tratar en la medida de lo posible de situar las deficiencias en servicios, unidades y turnos. Es decir, queremos conocer si el déficit de personal se produce en Reina Sofía, en el Infanta Margarita o el Hospital de Pozoblanco, concretando si la necesidad existe en la planta de medicina interna, en Urgencias, quirófano  o en Pediatría, y si ocurre en el turno de mañanas, por las tardes, por las noches o en los fines de semana». 

Finaliza Satse señalando que el déficit de personal es la primera queja del personal sanitario, con afectación a las condiciones de trabajo, incidiendo en el ambiente laboral, la productividad, el absentismo, al bienestar personal y desarrollo profesional, por un lado; y en la calidad asistencial y seguridad del paciente

Ir a la barra de herramientas