Ir a la barra de herramientas

La PAC literalmente en el bolsillo: Ponen en marcha una aplicación para facilitar la solicitud desde el teléfono móvil

La Consejería de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible de la Junta de Andalucía ha ha sumado a otras CCAA y ha puesto en marcha dos aplicaciones (app) para el teléfono móvil, Sga@PP y SgaFot, con las que facilitar a los agricultores y ganaderos andaluces la tramitación de la solicitud de las ayudas de la PAC, en especial en este tiempo de coronavirus.

Ambas apps, que funcionan de manera complementaria y estarán disponibles la próxima semana para su descarga en cualquier ‘smartphone’ o teléfono móvil, permiten a los beneficiarios de la PAC consultar sus expedientes y enviar fotografías georreferenciadas, a fin de corregir datos erróneos o presentar alegaciones.

Con la implantación de estas aplicaciones para teléfono móvil, la consejería que dirige Carmen Crespo da un paso más en su apuesta por las nuevas tecnologías y por facilitar al sector agrario el acceso a las diferentes líneas de ayudas que gestiona.

La aplicación Sga@app es una app para la consulta de información de las solicitudes presentadas en las últimas cinco campañas de la PAC. Desde su menú se puede acceder a un resumen de la solicitud con las superficies declaradas agrupadas por línea de ayuda y producto.

Además, esta app también permite el acceso a la relación de recintos declarados en cada campaña, con su información y vista gráfica; a las fotografías georreferenciadas que el agricultor tiene en su expediente, con la posibilidad de obtener una nueva imagen a través de la app complementaria SgaFot; a los controles administrativos que tiene el expediente de consulta; a los cálculos de cada línea de ayuda solicitada y a los pagos que ha ido recibiendo, así como a la lista de documentos públicos asociados al expediente.

FOTOS GEORREFERENCIADAS

Por su parte, la aplicación SgaFot permite al agricultor o ganadero tomar imágenes o delimitar trazados que luego incorporará a su expediente para corregir errores en la solicitud o realizar alegaciones, con la garantía de aportar información fidedigna al no poderse manipular la fecha ni la ubicación de las imágenes.

Entre sus utilidades, figura las fotografías georreferenciadas. Así, antes de realizar la imagen, se selecciona la causa y la línea de declaración a la que va dirigida y también se puede añadir un texto con observaciones. Estas fotos, que contienen metadatos de ubicación de la finca -latitud, longitud y altura-, pueden servir para situaciones de alegaciones al Sistema de Información Geográfica de Parcelas Agrícolas (SIGPAC) para solventar un control sobre el terreno o una verificación de monitorización. Una vez hecha la fotografía, se sube automáticamente al expediente.

Para facilitar el manejo de ambas app complementarias y dado que actualmente no es posible celebrar reuniones presenciales a causa del estado de alerta por el coronavirus, la Consejería de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible va a enviar mañana a las entidades reconocidas para la tramitación de las solicitudes de la PAC, una presentación y dos videos tutoriales, que también estarán disponibles en la propia pagina web de la consejería.

Este proyecto está impulsado por el Ministerio de Agricultura, en colaboración con las comunidades autónomas que comparten un mismo programa informático de gestión de ayudas de la PAC.

CONTROL POR SATÉLITE

Esta campaña 2020 de la PAC se va a implantar un sistema de monitorización de las superficies declaradas para todos los solicitantes del Condado de Huelva, la Campiña sevillana y los cultivos de arroz en La Puebla del Río (Sevilla). De esta forma, será posible realizar vía satélite los correspondientes controles para el pago de la PAC sobre un total de 384.150 hectáreas, en vez de hacerlo de forma presencial sobre el terreno.

Este sistema, que se basa en la observación periódica y sistemática de La Tierra mediante el uso de las imágenes de los satélites Sentinel del Programa Copernicus, supone controlar el 100% de los expedientes en lugar del 5% actual y que se lleva a cabo de forma aleatoria. El objetivo es que en 2022 se pueda monitorizar toda la superficie de Andalucía.