Ir a la barra de herramientas

CLM se suma a dar ayudas complementarias al ovino y caprino desde junio y al menos con el mismo dinero que el Ministerio

El consejero de Agricultura, Agua y Desarrollo Rural de Castilla-La Mancha, Francisco Martínez Arroyo, ha anunciado que se está ultimando una línea de ayudas específicas para los ganaderos de ovino y caprino que cobran la PAC, que estará lista para primeros de junio, con al menos con el mismo dinero que el Ministerio y que les compensará de la disminución de rentas como consecuencia de la pandemia de coronavirus de los dos últimos meses.

El consejero ha comparecido en rueda de prensa para informar de la videoconferencia mantenida este lunes por el presidente de Castilla-La Macha, Emiliano García-Page, con seis de las empresas más grandes de la región de la agroalimentación, en concreto de los sectores cárnico, lácteo y vitivinícola.

Se les ha informado, según ha indicado Martínez Arroyo, de que se está ultimando la citada línea de ayuda específica para que todos los ganaderos de ovino y caprino que están cobrando las ayudas de la Política Agraria Comunitaria (PAC) puedan acceder a las ayudas gracias al compromiso del Gobierno regional, que “va a poner al menos el mismo dinero que el Ministerio de Agricultura”.

Ha añadido que “muchas comunidades autónomas no van a complementar esta ayuda”, mientas que Castilla-La Mancha, ha continuado, “va a llegar a todos los ganaderos”.

LA JUNTA ESTÁ TRABAJANDO CON EL MINISTERIO DE AGRICULTURA EN UN REAL DECRETO PARA DAR UN NUEVO IMPULSO AL SECTOR DEL VINO

Es una ayuda que tiene como finalidad compensar la disminución de la rentabilidad en las explotaciones en estos dos meses de pandemia de COVID-19.

Martínez Arroyo también ha informado de que la Junta está trabajando con el Ministerio de Agricultura en un real decreto para el sector del vino que le permita reorientarse hacia la calidad, el embotellado, la denominación de origen, para dar un nuevo impulso al sector y que consiga mantener mercados, teniendo en cuenta, ha recordado, que ha incrementado las ventas al exterior un 25%.

Ha recordado asimismo dos iniciativas de la Junta, un decreto de venta directa, que será un canal complementario para que los productores puedan comercializar directamente sus productos desde sus explotaciones, y un observatorio de precios que aportará transparencia y garantías a todos los eslabones de la cadena alimentaria.

El consejero ha aludido además a la importancia de la línea de ayudas Focal, de apoyo a la innovación tecnológica en el sector agroalimentario y ha comprometido una nueva línea para el año próximo y dar continuidad a esta línea de trabajo que se mantiene desde 2015, tiempo en el que se ha puesto a disposición de la industria agroalimentaria más de 205 millones de euros que han movilizado 1.100 millones de inversión privada y han generado 1.800 empleos.

Martínez Arroyo se ha referido al “cierto optimismo” que supone que la región entera esté ya este lunes en la fase 1 de la desescalada y ha agradecido al sector agroalimentario el esfuerzo realizado en estos dos meses de confinamiento para mantener activa a pleno rendimiento la cadena alimentaria.