Ir a la barra de herramientas

El SAS activa en Córdoba y Provincia el rastreo de los afectados por Covid-19

Los enfermeros y enfermeras de los centros de salud tendrán un protocolo para rastrear los casos positivos y llamar a sus contactos para un cuestionario o pruebas para detectar el coronavirus

El Servicio Andaluz de Salud ha activado en todos los distritos sanitarios de Córdoba el rastreo de los afectados por Covid-19.

Los enfermeros y enfermeras de Atención Primaria, esto es de los centros de salud, tendrán un protocolo para rastrear los casos positivos y llamar a sus contactos.

Se realizará una encuesta y pruebas para detectar la posible infección por coronavirus y se tomarán medidas como el aislamiento en los casos positivos.

NO HABRÁ EQUIPOS ESPECÍFICOS SOLO UN COORDINADOR O COORDINADORA DE ‘RASTREADORES’

Cada enfermero o enfermera tendrá que gestionar los casos de los pacientes que por cupo tuviera asignados en su centro de salud.

En el caso de que haya un positivo, los profesionales tendrán que hacer un estudio de contactos; esto es las personas con las que el pacientes se ha relacionado o ha visto en los últimos 14 días.

El personal de enfermería valorará mediante llamada, y una encuesta si hay algún síntoma y ordenará las pruebas y la cuarentena de los contactos o parte de ellos en caso de que fuera necesario.

Todo dependerá del tipo de caso, como explica, Antonio del RosaDirector de Enfermería del Área de Gestión Sanitaria Sur. Aunque «hay que ser muy metódico porque es la única manera que tenemos de vencer al virus».

Solo en el Area Sanitaria Sur hay 300 enfermeros y enfermeras de atención primaria, que tendrán que reportar al coordinador que se ha nombrado en cada área, que realizará la supervisión de los procedimientos y la coordinación entre profesionales .

CINCO POSITIVOS DETECTADOS Y UN CENTENAR DE CONTACTOS RASTREADOS

El protocolo se activó hace una semana. En el Área Sanitaria Sur se han detectado 5 positivos y se ha rastreado hasta un centenar de contactos de los pacientes con coronavirus