Ir a la barra de herramientas

La Junta ampliará a toda la red sanitaria pública la recogida de muestras de ADN para identificar los restos de las fosas

Las consejerías de Cultura y Salud trabajan en un protocolo de
asistencia para afectados en los casos de ‘bebés robados’ *

La consejera de Cultura y Patrimonio Histórico, Patricia del Pozo, ha
anunciado hoy en la reunión del Consejo de la Memoria Histórica y
Democrática de Andalucía que las prioridades de actuaciones de la Junta
de Andalucía para el año 2019 en esta materia se van a centrar, a través
del Comisionado para la Concordia, en la exhumación de fosas, la
recuperación de restos y la realización de pruebas de identificación
genética, a los que se destinarán al menos 1,16 millones, cantidad
similar a la de 2018.

Además, Del Pozo adelantó a los miembros del citado órgano -que integra
a expertos universitarios, profesionales de la recuperación de la
memoria y representantes de las asociaciones memorialistas y de la
federación de municipios, entre otros- que está avanzado un acuerdo con
la Consejería de Salud y Familias para la incorporación al Biobanco del
Sistema Sanitario Público de Andalucía de las muestras de los familiares
que buscan a sus familiares en fosas.

Esta iniciativa, que integrará las muestras ya depositadas en la
Universidad de Granada, permitirá ampliar los puntos ya existentes para
recoger las muestras de ADN a toda la red de la sanidad pública
andaluza, ampliando el campo de acción recogido en la Ley 2/2017 de 28
de marzo de Memoria Histórica y Democrática. También se pondrá este
instrumento al servicio de aquellos ciudadanos implicados en posibles
casos de recién nacidos sustraídos y adoptados sin autorización de los
progenitores.

En este punto, la consejera Patricia del Pozo aseguró que se está
trabajando, también en colaboración con la Consejería de Salud y
Familias, en un protocolo para la gestión de las solicitudes de
información formuladas por las personas interesadas en los caso
denominados “bebés robados” que se hará llegar a todo el personal del
Sistema Público de Salud. Asimismo, la Consejería de Cultura y
Patrimonio Histórico informará de dicho protocolo a las asociaciones
interesadas.

En el transcurso del Consejo de la Memoria, Del Pozo informó de que está
en desarrollo el estudio sobre el cementerio de Córdoba para determinar
si es posible exhumar los restos allí localizados y, en caso de ser
posible, impulsar un convenio con el resto de administraciones con el
fin de llevar a cabo esta tarea. Asimismo, anunció la firma de los
contratos para la investigación, localización, exhumación y estudio
antropólogico de fosas en municipios de Huelva y Sevilla.

Por último, se informó a los presentes de que se está a la espera del
informe preceptivo sobre las nuevas solicitudes de inscripción en el
catálogo de Lugares de Memoria Democrática, al tiempo que se aguarda el
dictamen del Consejo Consultivo de Andalucía sobre el decreto sobre
símbolos y actos contrarios a la Memoria Histórica y Democrática de
Andalucía.

La consejera de Cultura ha destacado que la reunión del Consejo Andaluz
de Memoria ha trascurrido “en un clima muy positivo, de cordialidad y de
trabajo conjunto” con las asociaciones y entidades integrantes “para
establecer prioridades y marcar los principales objetivos, que pasarán
siempre por la premisa de que todas las personas tienen derecho a saber
dónde están enterrados sus familiares y seres queridos”.