Ir a la barra de herramientas

La montanera llega a Los Pedroches con más bellotas en el campo pero con falta de lluvias

Los productores creen que si el fruto no gana en materia grasa tendrán que optar por la alimentación con piensos

En tres semanas dará comienzo en el Norte de la provincia la montanera, última fase de cría del cerdo ibérico que consiste en dejar pastar al animal en la dehesa para su engorde a través de la alimentación de bellotas e hierba, fundamentalmente. Según las organizaciones agrarias, la Denominación de Origen Protegida (DOP) de Los Pedroches y el sector empresarial, las perspectivas de este año son que el nivel de frutos en las encinas sea mayor en esta ocasión, aunque la sequía reinante puede provocar que muchas de bellotas no terminen de desarrollarse y se caigan al suelo antes de que sirvan de alimento para el ganado.

El presidente de la DOP de los Pedroches, Antonio Jesús Torralbo, informó a ABC de que este año está previsto que esta fase de engorde del animal pueda iniciarse entre el 10 y el 20 de noviembre en la dehesa de la zona septentrional de la provincia, un periodo más tardío de lo que era habitual hace algunos años debido, en su opinión, a que los veranos son ahora más largos. «Estamos expectantes ante las lluvias que puedan caer de aquí a entonces, ya que es necesario que haya precipitaciones y que bajen las temperaturas para que la montanera pueda desarrollarse con normalidad», agregó.

El directivo apuntó que el número de bellotas en el campo es mayor en esta ocasión, pero si éstas «no se desarrollan bien y tienen el peso suficiente, será necesario dar más cantidad a los cerdos para que se alimenten adecuada, y para evitar eso, es imprescindible que llueva». En este sentido, recordó que las encinas acumulan dos campañas completas con un bajo nivel de pluviometría, lo que ha provocado que en algunos enclaves de Los Pedroches los árboles estén mostrando síntomas de decaimiento, aunque es una especie vegetal que se caracteriza por su gran dureza. Torralbo señaló que si no hay suficiente cantidad de bellotas y hierba en el campo, los ganaderos tendrán que completar la alimentación de sus animales con piensos, lo que puede repercutir en la calidad de los jamones y las paletas que surjan de esos ejemplares.

La fase de engorde en extensivo en dehesas se inicia en la primera quincena de noviembre

Por su parte, el vicepresidente de la Asaja en Córdoba, Fernando Adell, coincidió con el responsable de la DOP en que la presencia de fruto es mayor que en la temporada pasada, pero «si la sequía persiste hasta el 10 de noviembre es muy posible que la montanera se quede en nada». «Aún hay tiempo, aunque la cosa se está poniendo negra porque la falta de lluvias origina que la bellota no coja el suficiente nivel de grasa», añadió.

El dirigente agrario explicó que las lluvias de la primavera del pasado año contribuyeron a fortalecer a las encinas, de modo que este buen estado del árbol debe complementarse con las precipitaciones de otoño. Desde su punto de vista, «la montanera es una fase fundamental en la cría del cerdo ibéricoen extensivo, pero si las bellotas no maduran bien y no hay hierba en el campo este año será malo en calidad porque será necesario aumentar la alimentación con piensos». El escenario internacional, marcado por el Brexit y los aranceles de Trump, siembra incertidumbre en el sector

El gerente de Ibesa, Alfonso Blanco, estimó que «para la primera quincena de noviembre los cerdos que son propiedad de nuestros socios estarán comiendo bellotas e hierba en la dehesa». En su opinión, el agua caída en los últimos meses es insuficiente, pero «estamos a tiempo de que llueva para el fruto pueda madurar y desarrollarse con normalidad». «La montanera es una etapa fundamental en el proceso de crianza de los cerdos de la DOP de Los Pedroches, a la que nuestra empresa pertenece, porque lo que nos diferencia no es tanto la raza del animal sino su tipo de alimentación», añadió.

El directivo informó de que sus previsiones para esta campaña es que puedan sacrificar hasta un 10 por ciento más de cerdos que la pasada temporada, «no por un crecimiento de la producción de nuestros socios, sino porque vamos a incorporar nuevas fincas a nuestro proyecto empresarial, todas ellas, como siempre, dentro de nuestra comarca de actuación», aclaró Blanco. El pasado viernes entraron en vigor los nuevos aranceles a productos alimenticios españoles impuestos por Estados Unidos, entre los que se podría incluir el jamón ibérico de bellota de Los Pedroches. El máximo responsable de la DOP declaró que «ahora mismo hay mucha incertidumbre con este asunto porque nos llegan noticias contradictorias en cuanto a que estos recargos podría no afectarnos finalmente». «Sea como fuere es el momento de que los partidos se dejen de colores políticos y se unan para defender nuestros intereses», resaltó Torralba, quien también mostró su preocupación por las repercusiones del Brexit debido a que muchas firmas pertenecientes al marco de protección venden en el Reino Unido.